Princesa Tsunami

Princesa Tsunami es un upper cut de los dioses en pleno rostro, viene de un mar desconocido con su cargamento de instantáneas abisales y medusas de ojos verdes… ¿Cómo explicar que en unos segundos una ciudad se vaya al carajo? Uno de los sueños de anoche fue un grado más que ¿real?. Conduzco el auto en busca de un lugar para estacionarme, el camino está mojado y algo peligroso. ¿La zona? Tláhuac quizás. Luego de un par de vueltas logro estacionarme, me bajo del auto y camino hacia mi destino (que no recuerdo); al llegar a una especie de mirador me topo con un tipo de unos 35 años y, sin alcanzar a preguntarle cómo encuentro el lugar que busco, veo que en el horizonte –detrás de los edificios– se asoma una ola gigantesca. Pronuncio una frase de sorpresa que inlcuye algún “¡no mames, ya nos llevó la chingada!” y vemos cómo la ola arrasa con facilidad asombrosa la Ciudad de México. ¿La reacción? “¡Ya valió madres!”. Sin que podamos deternos a observar el desastre, vemos venir una segunda ola todavía más grande. Reaccionamos de inmediato, nos damos la vuelta y corremos en busca de un refugio; luego de descartar un par de lugares poco seguros, entramos en una guardería donde un portero en absoluta calma nos deja pasar tras explicarle sin mucho detalle que se acerca un tsunami. El fin del mundo, pues. El tipo de unos 35 años me dice que ahí se encuentra su hija y, mientras la buscamos, pienso en silencio: “La historia de un padre que salva a su niña del tsunami sería una buena película…”
Princesa Tsunami tiene una casita en los bosques de Finlandia.

Nota: no se lesionó a ningún violinista durante el tsunami.

Anuncios

~ por maestrolimbo en febrero 17, 2010.

5 comentarios to “Princesa Tsunami”

  1. Y suena Tool en reversa con una cama de violines

  2. Uy, vendría bien ese soundtrack, o algo de Mogwai al revés o dereche.

  3. Uh, qué buen sueño…

  4. Esa experiencia onirica rifo. Hoy sone que un nino me conducia a un amplio campo en el que se encontraba un arbol podado de gran altura. El chiste era que ese nino planeaba convertirme en un arbol similar, ya que era la unica forma que tenia de prolongar mi existencia en la tierra. Chale, escamas de violin para el insomnio.

  5. Tssss, eso del árbol está envidiable, I want to be a tree… Keep dreaming.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: